¡¡ Hola a todos!!

¿Qué tal?, ¿cómo va la semana? Ánimo, … ¡ya es martes!  Mejor verlo así, ¿no? ;)

Hoy os traigo una receta de pan, que ya hacía tiempo que no publicaba ninguna y había ganas. Son unos bollitos perfectos para el desayuno o la merienda, los podéis hacer dulces o salados y, como no, darles un sabor concreto (limón, canela,..). Son fáciles de preparar y relativamente rápidos ,ya que sólo llevan dos levados. Y, en cuanto al resultado, … ¡super ricos! Os cuento ya cómo hacerlos.

Elaboración

  1. Tamizamos la harina y la levadura, y la mezclamos con la harina y la sal.
  2. Añadimos el yogurt y la leche, y mezclamos bien.
  3. Agregamos la mantequilla, a temperatura ambiente, y amasamos hasta que se integren todos los ingredientes. Formamos una bola y la dejamos reposar en un lugar cálido, tapada con un paño, un par de horas o hasta que doble su tamaño la masa.
  4. Pasado el primer tiempo de reposo, dividimos la masa en porciones pequeñas (algo más pequeñas de lo que véis en la foto ya que aumentarán el volumen al cocer), las disponemos en una bandeja de horno, las tapamos de nuevo con un paño y las dejamos reposar una segunda vez durante 45 minutos.
  5. Transcurrido el segundo tiempo de reposo, batimos el huevo y pintamos los bollos. Les damos también un corte en el centro, con unas tijeras o un cuchillo. Espolvoreamos con azúcar o canela, si lo deseamos.
  6. Cocemos los bollos, en horno precalentado a 180ºC, unos 15 minutos. Una vez fuera los dejamos enfriar sobre una rejilla.

Pues ya véis, fáciles y deliciosos, así que os animo a prepararlos en cuanto podáis. Y ya me contaréis. Nos vemos en breve, mañana mismo si os parece ;)

¡¡ Hasta pronto !!

Encar